El Diálogo Interlibio es un precedente «positivo» en la crisis libia: Nasser Bourita

87

Bouznika, Marruecos. Oct. 05, (MAP).- El diálogo interlibio, cuyas sesiones de segunda ronda continúan en Bouznika entre las delegaciones del Alto Consejo de Estado y de la Cámara de Representantes libios, constituye un precedente «positivo» que podemos capitalizar, como un enfoque para avanzar hacia una solución a la crisis en ese país, afirmó este lunes el ministro de Asuntos Exteriores, Cooperación Africana y Marroquíes Residentes en el Extranjero, Nasser Bourita.

Al principio, nadie apostaba por el Diálogo Inter-Libio, mientras que algunos ya lo han tachado de fracaso, señaló Bourita en una conferencia de prensa posterior a una sesión de estas conversaciones, en presencia de los miembros de las dos delegaciones y del representante de las Naciones Unidas en Marruecos, señalando sin embargo que gracias a la voluntad de ambas partes, a su espíritu positivo, así como al apoyo de los presidentes de las dos delegaciones, se ha logrado un gran avance.

Estos logros inspiran «admiración y orgullo», en la medida en que demuestran que los miembros de ambas delegaciones han hecho valer el interés de sus países y están buscando soluciones, añadió Bourita, señalando que estos elementos han desempeñado un papel decisivo en el logro de este progreso.

El ministro también subrayó la necesidad de apoyar y preservar esta dinámica positiva creada por el diálogo interlibio, que «es un buen augurio», destacando el papel del apoyo internacional y el aliento con que cuentan estas conversaciones por parte de los países y las organizaciones regionales e internacionales.

Bourita destacó, en este sentido, que el diálogo interlibio ha tenido un eco positivo entre los libios, que vieron en él un «rayo de esperanza y optimismo», destacando el papel de todas las partes que han acompañado el diálogo de manera constructiva y positiva desde el principio, incluida la Misión de Apoyo de las Naciones Unidas en Libia (UNMIL) y su jefa, Stephanie Williams, que asegura un seguimiento permanente y alienta este diálogo, que considera un giro importante en el inmovilismo que vive el dosier libio.

Además, el titular de Exteriores también recordó la posición de Marruecos con respecto al Diálogo Interlibio, afirmando, a este respecto, que las Altas Instrucciones de SM el Rey Mohammed VI siempre han sido claras en lo que se refiere al dosier libio, en particular en relación con este Diálogo.

Dirigiéndose a los miembros de las dos delegaciones, Bourita subrayó que estas Altas Instrucciones Reales «consisten en apoyar plenamente sus esfuerzos, estar a su lado y movilizarse para asegurar el éxito de su Diálogo sin injerencia, ni influencia o presión, pero aún más protegiendo este Diálogo de cualquier injerencia negativa que socave su espíritu positivo».

«Marruecos, que obra bajo la égida de las Naciones Unidas, prefiere apoyar los diálogos interlibios en lugar de los que se desarrollan sobre Libia, ya que los primeros son fundamentales y los segundos complementarios», aseguró Bourita, considerando que el Diálogo Interlibio de Bouznika es parte integrante de la acción dirigida por la ONU para avanzar hacia la solución de la crisis.

A este respecto, Bourita declaró dirigiéndose a los miembros de las dos delegaciones libias que «la confianza en su espíritu patriótico permitirá superar todas las dificultades a las que puedan enfrentarse (…) y están a punto de concluir un acuerdo histórico sobre todos los detalles del artículo 15 del Acuerdo de Skhirat, que esperamos se firme muy pronto y que constituirá una base fundamental para la unificación de las instituciones libias».

Los importantes progresos realizados han suscitado expectativas entre los libios y la comunidad internacional, especialmente en este difícil contexto marcado por la crisis de Covid-19 y una situación socioeconómica delicada de que sufre particularmente el pueblo libio, prosiguió, considerando que las realizaciones alcanzadas abren horizontes prometedores para el éxito de este proceso, y allanan el camino para las negociaciones sobre otras cuestiones a fin de superar los escollos ante la resolución de la crisis.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Representantes libia, Youssef El Akkouri, expresó su agradecimiento a Marruecos por todo lo que ha presentado y sigue presentando para «la paz, la concordia, la estabilidad y la seguridad en Libia», afirmando que el Reino seguirá siendo siempre un país de generosidad para establecer la paz y unir a los libios.

A su vez, el presidente de la delegación del Alto Consejo de Estado libio, Fawzi Al-Agab, destacó el papel crucial de las conversaciones libias, que han permitido realizar avances importantes en los criterios de elección de los ocupantes de los puestos de soberanía, y añadió que el debate continúa para alcanzar una fórmula consensuada y común sobre estos criterios,

Los presidentes de las dos delegaciones expresaron, por otra parte, su agradecimiento a las Naciones Unidas por sus esfuerzos para poner fin a la crisis en Libia.

La segunda ronda del diálogo interlibio continúa desde el sábado en Buznika entre la delegación del Alto Consejo de Estado libio, presidida por Fawzi Al-Agab, y la de la Cámara de Representantes de Libia, presidida por Youssef El Akkouri.

Las dos delegaciones habían reanudado, el viernes por la tarde, esta segunda ronda, que se produce casi un mes después de la primera ronda que reunió a las dos partes (6-10 de septiembre) en Buznika y que dio lugar a un acuerdo global sobre los criterios y mecanismos transparentes y objetivos para ocupar los puestos de soberanía.

Las dos partes habían acordado, en el comunicado conjunto final que clausuró la primera ronda, continuar este diálogo y reanudar sus reuniones a fin de completar las medidas necesarias para garantizar la aplicación y activación de este acuerdo.

Asimismo, ambas partes habían subrayado que estas reuniones se celebran en aplicación del artículo 15 del acuerdo político libio alcanzado en Sjirat en diciembre de 2015 y en confirmación de las conclusiones de la Conferencia de Berlín en apoyo de la solución política y sobre la base de resoluciones del Consejo de Seguridad y se explican por su conciencia de las peligrosas repercusiones derivadas de la división política e institucional que ha hecho que el ciudadano haya perdido la confianza en el papel de las instituciones legislativas, ejecutivas y de control, debido a las malas condiciones de vida a todos los niveles.

La acodiga por Marruecos de estas reuniones constituye una consagración de los esfuerzos del Reino por crear las condiciones adecuadas y un clima propicio para lograr una solución política global en Libia, a fin de superar la crisis en este país y hacer realidad las esperanzas y aspiraciones del pueblo libio de construir un Estado civil y democrático que goza de paz, seguridad y estabilidad.

De hecho, el papel «constructivo y activo» de Marruecos en la facilitación del diálogo libio ha sido ampliamente elogiado y apreciado por las capitales occidentales y árabes y por varias organizaciones internacionales y regionales, con las Naciones Unidas a su cabeza, que «apoyan todas las iniciativas que ayuden a hacer avanzar y completar los esfuerzos de paz en curso para resolver la crisis libia, incluidos los últimos esfuerzos del Reino de Marruecos, que acoge las sesiones de diálogo entre el Alto Consejo de Estado y la Cámara de Representantes libios».

Foto portada: AFP. Fuente: https://www.swissinfo.ch/spa

DEJA UNA RESPUESTA