Macron se muestra inclusivo y suma a un conservador a su gobierno

0
387

Francia ya tiene nuevo presidente, el más joven de su historia. Este lunes, Emmanuel Macron nombró como primer ministro a Édouard Philippe, un político conservador del partido Los Republicanos, que había postulado de Francois Fillon en las presidenciales y que finalmente no llegó ni al tercer puesto. El nombramiento fue hecho a escasas horas de que Macron viaje a Berlín para reunirse con su colega Angela Merkel.

Eduard Phillppe.

Phillippe, de 46 años de edad, dejó la diputación que tenía en la Asamblea Nacional, así como su cargo de alcalde de la ciudad portuaria de Le Havre (al norte de Francia) para sumarse al equipo político de Macron, quien este fin de semana asumió el cargo en el Palacio del Eliseo convirtiéndose en el presidente más joven de Francia.

Su designación es considerada como un intento de Macron de atraer el apoyo de otros miembros de las filas conservadoras de cara a forjar una mayoría parlamentaria para fortalecer su proyecto político de cara a las elecciones legislativas del 11 y 18 de junio.

Los desafíos de Macron

Emmanuel Macron.

Durante su discurso de investidura, Macron ya había dejado en claro que trabajaría en esta línea para asumir el reto de mantener al país en una unidad y mediante un “espíritu de esperanza y de concordia”. Asimismo, se propuso hacer de Francia un lugar seguro, donde sus ciudadanos vivan en paz y sin temores y con la “confianza” en su país y en sus instituciones. “Será un trabajo lento y exigente, pero es indispensable”, dijo.

La visión global de Macron buscará colocar a Francia como una nueva potencia internacional. “El mundo y Europa, hoy, más que nunca, necesitan a Francia, y necesitan a una Francia fuerte que sepa inventar el futuro. El mundo y Europa necesitan que los franceses demuestren lo que todos juntos hemos aprendido: la valentía de la libertad”, aseguró.

En abierto desafío a las políticas aislacionistas como la del Brexit y el proteccionismo trumpiano, Macron afirmó que “corregirá los excesos del mundo” en aras de “la libertad y los derechos del hombre para construir una paz verdadera”. Macron ha lleva a ultranza su compromiso europeo desde su campaña electoral y ahora, en el poder, aseguró que buscará “una Europa más democrática, más política, para que sirva de instrumento de nuestra soberanía”. “La Europa que necesitamos debe ser refundada, relanzada, para que pueda protegernos”, dijo.

DEJA UNA RESPUESTA