Revela médico de Trump, falsos reportes de su salud

0
24

Curioso. Durante su campaña electoral, el ahora presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se burló de la salud de su rival demócrata, Hillary Clinton quien, de repente se sintió mal durante la ceremonia del 11S. Trump usó esto para decir que no era conveniente tener un mandatario débil o enfermo. En diciembre de 2015, publicó una carta donde se exhibió con una salud “asombrosamente excelentes”. Este miércoles, el médico que lo revisó Harold Bornstein confesó que fue el magnate inmobiliario quien le dictó la carta, que presentó poco después para poder competir en la contienda por la Casa Blanca.

El señor Trump ha tenido un examen médico completo reciente que sólo mostró resultados positivos…en realidad, su presión arterial, 110/65, y los resultados de laboratorio fueron asombrosamente excelentes. Su fuerza física y resistencia son extraordinarias. De ganar, puedo afirmar inequívocamente que el señor Trump será el individuo más saludable electo presidente”, afirma la carta.

El asunto no sólo se queda ahí, sino que Bornstein denunció haber sido víctima de una intromisión en la que, según él, saquearon su oficina para sustraerle informes médicos. La Casa Blanca simplemente dijo que se trataba de procedimiento rutinarios.

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, negó que fuera un “saqueo”.
“Como parte del procedimiento estándar bajo un nuevo presidente, la Unidad Médica de la Casa Blanca tomó posesión de los informes médicos del presidente”, dijo Sanders.

Asimismo, dijo que en febrero del 2017, Keith Schiller, quien durante mucho tiempo fue guardaespaldas de Trump, fue el autor del saqueo, apoyado por dos individuos, con quienes confiscó los informes médicos de Bornstein.

Meses después, un grupo de expertos médicos manifestó su preocupación por la salud mental de Trump.

“Debieron estar aquí 25 o 30 minutos. Crearon mucho caos”, dijo Bornstein, que aseguró haberse sentido “violado, asustado y triste” durante lo que describió como un “saqueo” de su oficina.

Bornstein fue el doctor personal de Trump durante más de tres décadas. Durante la campaña electoral de 2016 aseguró que, si su paciente ganaba las elecciones, sería “el individuo más sano jamás elegido para la presidencia”.

Borstein se queja de que la Casa Blanca la ha tomado contra él desde que comentó en una  entrevista que ha suministrado a Trump un medicamento para estimular el crecimiento del cabello.

DEJA UNA RESPUESTA