Juez federal revoca orden de Trump de cancelar beneficios a dreamers

0
230

A una semana de cumplir su primer año de gobierno, Donald Trump ha tenido más fracasos que éxitos. Durante 2017, no logró impulsar su reforma de salud pública con el que pretendía eliminar el Obamacare. Tampoco consiguió el apoyo para cambiar la embajada estadounidense a Jerusalén y este miércoles, un juez le revocó la orden de cancelar el programa de Acción Diferida (DACA), programa que durante cinco años amparó de la deportación a unos 800,000 jóvenes indocumentados que entraron al país cuando eran niños.

El juez de distrito en la ciudad de San Francisco, William Alsup, dictaminó que el programa, iniciado en 2012 por iniciativa del entonces presidente Barack Obama, debe continuar como estaba operando ante de la suspensión ordenada por Trump en septiembre pasado. Alsup simplemente determinó que la cancelación del DACA fue una medida “arbitraria y caprichosa”.

La medida constituyó un fuerte golpe a las intenciones del magnate inmobiliario por contener la ola de migrantes y los beneficios de miles de jóvenes que llegaron al país cuando eran niños. Sin embargo, Alsup dejó en vigor la exigencia de Trump de impedir que le programa siga incorporando a nuevos beneficiarios y sólo ampara a quienes ya han aplicado en la iniciativa.

También permite que las autoridades migratorias puedan deportar a aquellos beneficiados que representan una amenaza para la seguridad nacional.

El programa DACA fue habilitado el 15 de junio de 2012 por la entonces secretaria del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), Janet Napolitano. Fue una medida que Barack Obama tomó ante la inacción del Congreso por aprobar una reforma migratoria para legalizar a la mayoría de los 11 millones de indocumentados. El programa entró en vigor el 15 de agosto de ese año.

Trump había prometido que cancelaría esta iniciativa durante su campaña electoral y en septiembre pasado, procedió a suspenderlo, exponiendo a miles de jóvenes ante la posibilidad de ser deportados.

El 5 de septiembre, el secretario de justicia, Jeff Sessions, canceló el beneficio migratorio y otorgó una última prórroga de dos años para todos aquellos dreamers cuyos permisos de trabajo vencerían entre el 5 de septiembre de 2017 y el 5 de marzo de 2018. Según la Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS) más de 154,000 jóvenes calificaron para esta extensión extraordinaria.

Varias universidades como la de California, de la ciudad de San José y el condado de Santa Clara, en California, y los estados de Maine, Minnesota y Maryland, han interpuesto una demanda para amparar a estos jóvenes también conocidos como dreamers, que llegaron al país cuando eran niños.

DEJA UNA RESPUESTA